El clima en Neuquén

icon
21° Temp
52% Hum
La Mañana Mundial

Scaloni, el joven inexperto que llevó a Messi a la cima del mundo

Asumió en la Selección Argentina sino ningún partido como entrenador de un equipo profesional e hizo que Argentina sea campeón del mundo.

Lionel Scaloni es un caso excepcional, se consagró campeón del Mundo sin haber dirigido nunca un equipo profesional. Su primera experiencia como entrenador fue con la Selección Argentina y ganó el Mundial de Qatar 2022.

El DT llegó al banco albiceleste tras el fracaso de Sampaoli en Rusia 2018. Su primera misión fue la Sub 20, en la que dirigió seis partidos, consiguió un título y le sirvió de trampolín para tomar las riendas de la mayor manera interina por algunos amistosos.

Scaloni llegó a la Selección con Sampaoli, quien lo sumó en 2016 a su cuerpo técnico en Sevilla como analista de video y rivales. La eliminación temprana en Rusia puso fin al mandato del entrenador y dejó el puesto vacante.

En un contexto turbulento, la AFA designó a Scaloni como técnico de la sub 20 para el Torneo de L'Alcudia 2018, en la que Argentina se coronó campeón. Solo seis partidos le bastaron al entrenador para dar el salto a la Selección mayor de manera interina por un año.

Su ciclo empezó con cuatro victoria y una derrota en amistosos, lo que hizo que se le renovará la confianza por dos años más. Pero una caída ante Venezuela por 3 a 1 hizo que las críticas no tardarán en llegar y el puesto estaba del entrenador estaba en duda. Sin embargo, un gol agónico de Ángel Correa le dio a Argentina la victoria ante Marruecos y a Scaloni un poco de aire. Ahí nació la Scaloneta.

El primer torneo oficial fue la Copa América 2019, donde Armani evitó la eliminación en primera ronda atajando un penal ante Paraguay. Finalmente, Argentina cayó ante Brasil en semifinales con un arbitraje polémico, pero mostrando personalidad en el juego y con una serie de valores nuevos en el equipo: Leandro Paredes, Rodrigo De Paul, Lautaro Martínez y Cristian Romero, entre los más destacados.

Además, el enojo de Messi en el partido por el tercer puesto ante Chile, que terminó con la expulsión del capitán y la rebeldía de no recibir a medalla, dejó otra conclusión: Messi se había convertido en el líder del equipo.

El ciclo Scaloni empezaba a tomar fuerza y el destino le dio al DT dos soluciones inesperadas. La lesión del arquero del Arsenal de Inglaterra, hizo que Emiliano Martínez se convirtiera en titular y su buen rendimiento lo llevaron al arco de la Selección; un brote de COVID en River permitieron que Julián Álvarez sumara minutos para lograr su citación con la albiceleste. Los dos jugadores fueron claves en Qatar.

El andar en las Eliminatorias presentaba altibajos, pero Argentina se encaminaba al Mundial. En 2021, llegó la revancha en la Copa América. La Selección sufrió más de la cuenta en varios partidos, pero el más emblemático fue la semifinal con Colombia, donde Dibu Martínez fue el héroe en los penales.

La final en el Maracaná fue con Brasil. Argentina jugó un partido brillante desde el juego y la entrega, y un gol de Ángel Di María, que volvió al equipo tras algunas chispazos mediáticos con el DT, le dio el primer título a la Selección luego de 28 años de sequía. Así Messi lograba su primer campeonato con la mayor y la ilusión se renovó.

"Logramos que Messi sienta que es uno más", destacó el DT. El envión anímico y cuatro victorias en cinco fechas, hicieron que la albiceleste se clasificara al Mundial de Qatar 2022 cuatro fechas del final de las Eliminatorias y con un partido pendiente, el suspendido ante Brasil. La realidad del equipo mostraba algo inesperado para un DT sin experiencia.

Scaloni entendía el rol, rodeó a Messi de jóvenes con talento que le dieron aire en el juego y lo pusieron en el lugar del líder. El DT cambió cuando tuvo que cambiar, encontró soluciones en la defensa, en el medio y en el ataque con jugadores que se destacaban en equipos europeos lejos de las luces de las grandes ligas.

En 2022, Argentina vapuleó a Italia en la Copa de Campeones. Fue 3 a 0 con una exhibición de fútbol, el equipo crecía y el invicto también, alcanzado la seguidilla más larga de la historia de la Selección con 36 triunfos consecutivos, alcanzada en la antesala de Qatar.

Sin embargo, el debut en el Mundial bajo la espuma del éxito. La derrota 2 a 1 ante Arabia Saudita prendió las alarmas, generó algunas dudas y puso fin al invicto, al que le faltaba un encuentro para ser el más largo de la historia de las selecciones de todo el planeta.

Scaloni tenía soluciones. Enzo Fernández y Alexis Mac Allister tomaron la posta del juego. Dos jóvenes que llegaron al Mundial en las última convocatoria se hicieron cargo de la creación y Julián Álvarez le ganó el puesto al goleador del ciclo Lautaro Martínez. Además, en la defensa Lisandro Martínez le permitió jugar con cinco defensores en algunos momentos para darle al elenco nacional otra dinámica.

Con México llegó la recuperación. Fue 2 a 0 para volver a soñar. Luego la victoria por el mismo marcador ante Polonia y la clasificación a octavos como primero del grupo C. En esa instancia esperaba Australia. Fue triunfo por a 2 a 1 gracias atajada magistral del Dibu Martínez en el último minuto.

Faltaban tres partidos para lo gloria y la próxima parada era Países Bajos, un viejo conocido de los mundiales. Argentina se adelantó por 2 a 0, pero una ráfaga en el final llevaron el duelo al alargue y luego los penales, donde nuevamente Martínez fue héroe como con Colombia y atajó dos disparos. Con sufrimiento, la Selección estaba en semifinales y el juego del equipo iba en ascenso.

El rival de turno fue Croacia y la Scaloneta dio una clase de fútbol. Goleó por 3 a 0 mostrando lo mejor de su juego. El DT aprovechó la ventaja para darle minutos a Paulo Dybala, Juan Foyth y Ángel Correa, y así hacer que los 23 jugadores de campo de la lista tuvieran presencial mundialista.

Ese detalle muestra la importancia que tiene para el DT el grupo de jugadores. Los 26 convocados, más Lo Celso, Agüero, Joaquín Correa y Nicolás González (que fueron descartado a horas del inicio del Mundial) mostraban un clima inmejorable. El propio Messi expresó su alegría en reiteradas ocasiones contando que disfrutaba de jugar con Argentina.

Selección argentina campeones Mundial 2022

La final

El camino a la gloria tenía un último momento: la final del Mundial ante Francia, el defensor del título, que llegó con una marcha implacable.

El partido mostró una superioridad Argentina abismal en los primeros 75 minutos. Los goles de Messi y Di María adelantaron a Scaloneta por 2 a 0 y el marcador quedaba corto para lo que se veía en el juego. Una señal fueron los dos cambios del entrenador francés antes del entretiempo.

Sin embargo, dos minutos fatales le dieron dramatismo a la definición. A los 80 y a los 82, Mbappe empató el partido y el campeón se estiró hasta el alargue. Argentina recuperó la iniciativa y contó la ocasiones más claras, hasta que a los 108 minutos Lionel Messi anotó el 3 a 2.

El partido se terminaba y una penal le dio a Francia la oportunidad del empate. Mbappe no falló e igualó las acciones. En el último minuto del tiempo extra Kolo Muani quedó mano a mano con Dibu Martínez y el arquero argentino con el pie evitó la derrota.

El árbitro pitó el final y el campeón se definía en los penales. la Selección no falló, convirtió los cuatro disparos y una atajada de Dibu y una falla de Francia pusieron fin a la historia: Argentina, Messi y Scaloni se consagraron campeón del Mundial luego de 36 años.

PENALES

Los números de Scaloni

Scaloni asumió en 2018 y dirigió 56 partidos con la Selección, de los cuales ganó 37 ganados, empató 14 y perdió cinco derrotas, con 110 goles a favor y 32 en contra. En ese tiempo ganó tres títulos: la Copa América 2021, la Copa de Campeones 2022 y el Mundial 2022.

En el medio, además los títulos, Scaloni encabezó la mayor racha invicta de la historia del seleccionado argentino con 36 partidos y la segunda del Mundo solo a un encuentro de Italia.

Desde que asumió el cargo después de la frustrante experiencia en el Mundial de Rusia 2018, Scaloni siempre repitió que tenía el objetivo de que el seleccionado vuelva a ser "de todos".

El exfutbolista que se educó en la Selección durante la época de José Néstor Pekerman primero se armó su grupo de trabajo con personas que hablen su mismo idioma futbolístico: Pablo Aimar, Walter Samuel y Roberto Ayala junto al analista Matías Manna. Un equipo joven pero con experiencia en la Selección y ascendencia en los jugadores.

La Copa del Mundo dejará a Scaloni en la historia nacional junto con Menotti y Bilardo, pero la construcción de este grupo que hizo disfrutar a Messi, con 35 años, será la otra gran medalla que se colgará el entrenador de Pujato.

Te puede interesar...

Lo más leído

Leé más

Noticias relacionadas

Dejá tu comentario